El Nuevo Diario
Portada | Archivo | Escríbenos | Suscríbete
  CON TODO EL PODER DE LA INFORMACIONManagua, Nicaragua - Lunes 03 de Marzo de 2008 - Edición 9898
Nacionales
-
Sucesos
-
Departamentales
-
Internacionales
-
Ciencia
-
Opinión
-
Política
-
Contacto END
-
Deportes
-
Variedades
-
Informática
-
Especiales
-
Economía
Otras secciones
Cultura
Clasificados
Horóscopo
Turismo
Emprendedores
Empresas
Club de lectores
Suplementos
El alacrán
Nuestro mundo
Ellas
Misterios & Enigmas
Salud y sexualidad
Nuevo amanecer
Buena onda
El Deportivo
Otros servicios
Suscripciones
Nuestros servicios
Directorio
Noticias más leidas
Noticias por correo
RSS XML
Servicios web
Blogs

Alexis, nominaciones y democracia en FSLN

Sergio Simpson
Aunque los seguidores de Daniel Ortega no hablan del tema en público, por miedo u obediencia ciega, aunque le llamen lealtad, la presencia de Alexis Argüello presidiendo la Asamblea Sandinista muestra la excepción a los demás aspirantes del FSLN a la alcaldía de Managua y todos los municipios.

El tricampeón mundial de boxeo no tiene fajón de militante del partido, es aliado, y debió sentarse como invitado con los otros miembros de la alianza Convergencia Nacional a la cual pertenece, y no al lado izquierdo de Ortega desplazando al vicesecretario Tomás Borge. Así como en el orden, Rosario Murillo, suplanta a Lenín Cerna, Secretario de Organización.

Aún si minimizaran el figureo de Argüello y la voluntad de Ortega, viola procedimientos y ofende al sentido común. La imagen del precandidato, quien presidió la sesión y acompaña a Daniel en los actos oficiales de gobierno, es claramente una muestra de preferencia.

La justificación de los seguidores de Ortega, si la hubiere, puede calificarme como insustancial, y expresar que la Asamblea Sandinista analizó temas mucho más importantes para la contienda municipal que la silla que ocuparían en la tarima. Sin embargo, no somos tan tontos como para no interpretar la ubicación de una persona en un sitio.

Veamos lo otro sustancial entonces: asambleas electivas, asambleas locales de ratificación y consultas abiertas. Es, por supuesto, un buen proceder, responde a las demandas de las bases del FSLN.

Aún con el privilegio de Argüello, Ortega dijo: “Quiero dejar claro que no estamos hablando de dedazos, sino de elecciones. No se preocupen. Nadie debe sentirse excluido”

Es necesario reorganizar

Sin embargo, la participación efectiva en la selección de candidatos requiere reorganizar las comisiones electorales en algunos departamentos donde una buena cantidad de simpatizantes muestran inconformidad.

Así como Alexis declara ser el escogido por el matrimonio presidencial, otros precandidatos, si no lo declaran en público, son vistos, por sus actos, como los “bendecidos por Daniel y Rosario”.

La institucionalidad, como en todo el país, está deteriorada en el FSLN. Una de las causas es la concentración de poder en las mismas personas desde hace muchos años, y los vicios y maniobras que imperan para repartirse los cargos y el dinero.

Por mucho que oficialmente reiteren avances en democracia directa y relevo, fue notoria la inconformidad de los asambleístas sandinistas por la “poca representación de las mujeres y ausencia total de la Juventud Sandinista en la directiva de los dos congresos venideros”.

En los consejos departamentales y municipales del FSLN, muchos de sus miembros ocupan cargos desde hace diez años o más, y son casi todos quienes administran las cuentas bancarias y empresas del partido. En bastante territorios la membresía ya no soporta a los mismos, quedándose con beneficios por influencia partidaria, y los miles recibiendo, ahora, limosnas o residuos

Presionar por cambios sustanciales

Indudablemente no habrá cambios sustanciales en la estructura del FSLN, dicen que “no hay tiempo”, debido al calendario electoral: pero tampoco lo hubo durante dieciséis años fuera del gobierno. Al FSLN lo han convertido en un partido electorero, de prebendas y favores, servilismo, sumisión, y manipulación de símbolos y colores.

No obstante, es una buena oportunidad para que la militancia del FSLN, que sustenta conceptos y principios de izquierda, batalle para revertir el rumbo hacia la derecha. La mayoría, los pobres, tienen gran experiencia organizativa y capacidad política, y pueden ser hábiles para lograr la transformación.

El mecanismo electoral interno debe garantizar amplitud en las asambleas electivas y de ratificación de candidatos a alcaldes y concejales. Dejar las exclusiones oficiales de quienes por años han centralizado las decisiones partidarias, maniobrando generalmente para beneficio personal y grupal de unos pocos socios.

Algunos pensadores oficiales argumentan que es imposible o fuera de contexto pretender retornar con cambios sustanciales hacia la izquierda de Carlos Fonseca, pues ellos son capitalistas y clericales, o aspiran serlo para “acomodarse a los nuevos tiempos”.

Veremos.




imprimir imprimir  email enviar
Opinión

»El draconiano proyecto de ley “uso responsable del servicio de energía eléctrica”

»Devolvamos los huesos de Pedrarias Dávila a España

»La Violencia desde la perspectiva del enfoque de Derechos Humanos

»¿Encarna Obama la nueva Imagen del Imperio?

»Remesas familiares: un aporte extraordinario a la economía del país

»Alexis, nominaciones y democracia en FSLN


Portada | Nacionales | Sucesos | Departamentales | Internacionales | Opinión | Política | Deportes | Variedades | Economía
El Nuevo Diario (c) 1998-2005 e-mail: info@elnuevodiario.com.ni
Guegue.Com - Desarrollo y Hospedaje Web