El Nuevo Diario
Portada | Archivo | Escríbenos | Suscríbete
  CON TODO EL PODER DE LA INFORMACIONManagua, Nicaragua - Sábado 15 de Enero de 2011
Nacionales
-
Sucesos
-
Departamentales
-
Internacionales
-
Ciencia
-
Opinión
-
Política
-
Contacto END
-
Deportes
-
Variedades
-
Informática
-
Especiales
-
Economía
Otras secciones
Cultura
Clasificados
Horóscopo
Turismo
Emprendedores
Empresas
Club de lectores
Suplementos
El alacrán
Nuestro mundo
Ellas
Misterios & Enigmas
Salud y sexualidad
Nuevo amanecer
Buena onda
El Deportivo
Otros servicios
Suscripciones
Nuestros servicios
Directorio
Noticias más leidas
Noticias por correo
RSS XML
Servicios web
Blogs

Nuevo Amanecer
ene 15, 2011

Lazos de amor y cultura entre León y Masaya

Alí Vanegas IN MEMORIAM

1295059359_Catedral-de-Leon-Nicaragua-2.jpg

(A Fresia Vanegas y Ondina Gutiérrez B.)

Con todo afecto y simpatía intelectual dedico estas líneas todo respeto y fervor por los lazos familiares que nos unen con distinguidos leoneses (as) y gente de mi querida Masaya, a la memoria de mi caro e ilustre amigo el Poeta Alí Vanegas. Nos conocimos y nos tratamos con mucho aprecio en León, cuando llegué a la distinguida y prestigiada ciudad Universitaria en Mayo de 1948 a iniciar mis estudios de Derecho y Notariado. Entre varios maestros, todos de mucho talento y de mucho dominio de lo propio de las normas, principios y reglas del Derecho, van al doctor Juan de Dios Vanegas jurista y poeta y escritor de muchos méritos.

Nuestro genial Poeta Rubén Darío dejó testimonio escrito del futuro intelectual de Vanegas como del joven periodista Juan Ramón Avilés mi paisano. Por su lado Alí, figuraba como el simpático y agradable compañero universitario como pasante de leyes en la facultad de Derecho de la citada casa de estudios.

Muy afectuoso y con cariño conversaba conmigo y tributaba palabras de admiración patriótica por los soldados de Masaya que pelearon en San Jacinto con el general José Dolores Estrada en 1856 que causaron la derrota histórica de las tropas filibusteras de Walker – Cole y la lucha de el abogado y militar Benjamín Zeledón en 1912 en esta ciudad de Masaya en los cerros el Coyotepe, la Barranca, y los muros de la Parroquia.

Alí nació en León el 15 de noviembre de 1905 y fallece en la misma ciudad el 26 de Enero de 1960. Entre los años de 1930 y 1932 fue abanderado y líder juvenil universitario en contra de la presencia de soldados de los Estados Unidos de América que tenían intervenidos a nuestra amada Nicaragua. Con manifiestos, discursos y apoyo abierto a la lucha del General Augusto C. Sandino, lo llevó a él y otros estudiantes a sufrir proceso penal y encarcelamiento y estuvo investigado por soldados norteamericanos y de la Guardia de Somoza García en Managua. Existen en los archivos de la familia Vanegas Sampson copiosa documentación sobre lo señalado brevemente en párrafo anterior. Alí, tuvo vínculos muy estrechos con los estudiantes de Masaya que realizaron sus estudios en León y con los cuales siempre tuvo correspondencia.

Publicó varios poemarios, fue casado con la señora Clemencia Ramírez de Vanegas y procreó dos hijos Augusto César, y Fresia, que es nombre araucano de la esposa de Caupolicán y madre de Lautaro. En la actualidad Fresia ha continuado en recuerdo de su padre reafirmando con mi persona con total reciprocidad la fraterna amistad que nos sigue uniendo.

Alí recibió muchos homenajes y la UNAN de León al cumplirse en 2005 el primer aniversario de su nacimiento publicó el libro: (Cactus. Los poemas de la Patria) Con el introito del escritor y novelista Fernando Centeno Zapata.

La poesía de Alí es vertebral, sentida y con mensaje abierto de reflexiones para todas las generaciones de lo que es y debe ser el amor de patria. Y, entre los lazos amorosos que voy a enumerar, los culturales tienen huellas profundas, en la música, en charlas y conferencias dictadas aquí por Mariano Fiallos Gil, Centeno Zapata y en León por el suscrito y Alejandro Serrano Caldera y, paso ahora enumerando con la mente bien limpia y el corazón en la mano viendo desfilar a las siguientes familias con profundos lazos de amor para todos los tiempos.

Pero antes, menciono a mi difunta esposa, leonesa, devota de San Benito y radicada en Masaya, con mucho culto a San Jerónimo, Olga Altamirano Derbyshire, fallecida en el primer centenario de la muerte de Alí, y estas familias son: Rivas Plata, Saborío Alvarado, Saldaña Tapia, Paguaga Baldizón, Boniche Porta, Herdocia Brenes, Barreto Gutiérrez, Altamirano Derbyshire, Altamirano Quant, Escorcia López, Vanegas Ortega, Rivera Sandoval, Marcenaro Flores, Alfonso Solórzano y el Maestro Carlos Sánchez, deportista uno y barbero el otro, tienen familia en León.


Alfonso Dávila Barboza



imprimir imprimir  enviar enviar
Nuevo Amanecer

José Lezama Lima

Antiguas grafías del toponímico MASAYA

Si Managua fuese Berlín

El Aleph de Rubén Darío

Lazos de amor y cultura entre León y Masaya

La última palabra

A tu memoria, Frank Ruiz

Doctor Karlos Navarro incorporado a la Academia de derecho de Costa Rica


Portada | Nacionales | Sucesos | Departamentales | Internacionales | Opinión | Política | Deportes | Variedades | Economía
El Nuevo Diario (c) 1998-2005 e-mail: info@elnuevodiario.com.ni
Guegue.Com - Desarrollo y Hospedaje Web